0

“Roni”, la serie de animación para adultos española que te estás perdiendo en Filmin

Share
Título original: Roni
País: España
Año: 2023
Director: Joan Tomas Monfort (Creador: Juanjo Sáez)
Estudio: La productora de Juanjo Sáez
Estreno (Filmin): 14 de noviembre de 2023.
Edad: Recomendada para mayores de 12 años.

La nueva creación de Juanjo Sáez acaba de aterrizar en Filmin. El dibujante y diseñador gráfico detrás de las series Arroz pasado y Heavies Tendres (cuya adaptación cinematográfica está a punto de llegar a las salas españolas) presenta ahora una nueva producción que ha sido dirigida por Joan Tomas Monfort. Roni es una serie animada de 10 capítulos que realiza una mordaz crítica del mundo del arte haciendo uso del humor que le caracteriza. Para ello, varía el estilo de animación con respecto a los anteriores trabajos de Sáez, pasando a una estética más colorida y expresiva requerida por la historia que se pretende contar.

Si ya de por sí una serie de animación para adultos en España es una rara avis, una serie de animación que realice una parodia tan sarcástica sobre el arte es un verdadero unicornio. En ella no falta el reproche al negocio artístico actual, ni la bajada de humos a los aspirantes a artistas, pero tampoco falta un entrañable y divertido homenaje a la Historia del Arte centrado en España.

Su protagonista, Roni, recuerda por momentos a aquella genial invención del cómico David Suárez llamada Vincent Finch, protagonista de la aclamada webserie homónima. Si bien Suárez retrataba con mucha sorna al joven cineasta con poco talento y mucho ego que acaba de salir de la escuela de cine; Sáez hace lo propio con el pintor novel recién graduado en Bellas Artes. Ambos personajes coindicen en un mismo tipo de cretino repelente encerrado en sí mismo y que presta poca atención al mundo que le rodea.

Sin embargo, mientras Vincent Finch era tratado con desprecio y algo de lástima en su propia serie, Roni es percibido en la suya con alguien que, a pesar de ser casi igual de repelente, no es necesariamente mala persona. No está exento de cierto talento y visión artística, y sí que merece la empatía no condescendiente del espectador. Y aprovecha además para expresar reflexiones interesantes sobre el vacío creativo, la salud mental y la frustración en la búsqueda del éxito, sin abandonar nunca la comicidad.

Roni. Filmin.

Aun así, el mayor acierto de la serie son las caricaturas de grandes artistas, vivos y muertos, que aparecen como fantasmas para guiar a Roni en su particular epopeya, al más puro estilo de los jedis de la saga Star Wars. Tienen su cameo paródico Francisco de Goya, Andy Warhol, Antonio López con membrillo incluido…; pero sin duda el que se lleva la palma es Jaume Plensa. El escultor catalán se convierte en personaje recurrente durante todos los capítulos y acaba resultando lo más hilarante de la serie. Porque Roni reparte a diestro y siniestro y no deja artista con cabeza.

Quizás pueda pecar de tener un ritmo demasiado frenético, sobre todo al principio, con diálogos a discrección y esforzándose por hacer un gag en cada segundo de metraje. E inicialmente, la sobreexplicación verbal del personaje protagonista lo convierte en alguien aún más cretino y repelente que contagia a la propia serie. Pero por suerte acaba encontrando su sitio, y aunque presente ciertos esquemas repetitivos en varios capítulos y moralejas que se cuentan más de una vez, Roni logra alcanzar un final que redondea la historia y le pone un broche de oro cargado de redención, honestidad, optimismo y buen humor.

Calificación Animatic